Los juegos de movimiento a los comedores escolares son juegos de gran importancia en el crecimiento saludable y en el desarrollo general de los niños. Los niños son ser que actúan. Lo que perciben los demás y de sí mismos son las acciones y el resultado, también, de las mismas. A través del movimiento exploran y comprenden el entorno.

El movimiento es de gran importancia en su crecimiento saludable. Es, además, un factor clave para su desarrollo general. Mediante los juegos de movimientos en los comedores escolares, los niños aprenden a desarrollar sus capacidades.

Por lo tanto, este movimiento, también promueve la capacidad para pensar, la comunicación y la confianza en sí mismos.


En los comedores escolares potenciamos diferentes tipos de juegos, entre ellos, los juegos de movimiento


La actividad física y los juegos de movimientos en los comedores escolares estimulan el desarrollo de los niños de diversas maneras.

En primer lugar, hablaremos del desarrollo intelectual. Los niños aumentan su capacidad de resolución de conflictos. El movimiento también es esencial para poner las ideas en acción. Importante, además, lo es para el desarrollo físico ya que, de este modo, pueden ayudar a los niños a adquirir un mejor control motor sobre su cuerpo.

Finalmente, queremos destacar la formación de relaciones sólidas y el aumento de la confianza en sí mismo. El movimiento es un medio esencial de comunicación. Por lo tanto, es una manera importante de conectarse unos con otros.


Los juegos de movimiento a los comedores escolares ayudan al desarrollo físico e intelectual de los niños


A continuación os resumimos, de manera breve, los 6 principales beneficios de los juegos de movimiento a los comedores escolares:

En primer lugar, contribuyen al desarrollo físico. También son un interesante medio de socialización. Fomentan, además, la creatividad y la imaginación. Permiten la adquisición de valores. Finalmente, en fuerte la autoestima.

Para terminar este artículo, proponemos 4 juegos de movimiento de los que nuestros equipos de monitores proponen, habitualmente, los comedores escolares.


Nuestros equipos de monitores de los comedores escolares apuestan por los juegos de movimiento a los ratos de ocio


GATOS Y RATONES

Se forman dos equipos que tengan el mismo número de participantes. Un equipo será el de los gatos y otro el de los ratones. Se delimita un espacio que será el terreno de juego.

El juego trata de que los gatos atrapen a los ratones, tocándolos. Cuando un ratón es atrapado, se debe quedar quieto en el lugar y con las piernas abiertas. Para salvarse, uno de sus compañeros tiene que pasar entre las piernas. Cuando todos los ratones han sido atrapados, se cambian los papeles.

CIELO, CUEVA, NOCHE Y DÍA

En este juego, se colocan tantas sillas como número de participantes haya y se disponen todas en círculo. Uno de los niños será el director del juego. Sentados todos en las sillas, el director dará las órdenes. Las órdenes son las siguientes: cielo (subir a la silla), cueva (pasar por debajo de la silla), día (colocarse delante de la silla) y, finalmente, noche (colocarse detrás la silla) .

LA CUERDA

Todo un clásico. Desde saltar a la cuerda de forma individual o en grupo, hasta jugar a estirarla.

PELOTA

Los hay de todos los tipos y de todos los tamaños. Se pueden practicar diferentes deportes así como juegos de botar, lanzar, de puntería y de atrapar.